San Roque

  • 1

La actual ermita de San Roque se halla ubicada en la parte baja del castillo, dentro del primer recinto amurallado y sobre una anterior construcción árabe.

En el siglo XIII se edifica como iglesia con arcos ojivales y posteriormente, una vez abandonada la obra, se cubre con una techumbre de madera con vertiente a dos aguas para impedir la ruina de lo edificado.

En 1384 se contratan las obras de la nueva iglesia gótica, con ábside poligonal y crucero, que envolverá a la primitiva. La actual percepción del edificio responde a las diversas intervenciones. Es de planta irregular debido a las posteriores anexiones y de acceso lateral a la nave donde se ubica actualmente el altar mayor.

Lateralmente a esta nave, cuyo primer tramo está cubierto mediante bóveda de crucería, está situado el ábside, en cuya fachada frontal se abre una arco ojival. Frente al ábside, através de dos arcos ojivales, se abre un tercer recinto. Su cuerpo principal está construido en el estilo denominado "Gótico de Reconquista", de los pocos ejemplos que restan en todo el territorio valenciano de este estilo, y la cabecera es de estilo gótico inicial. La importancia de esta ermita reside en el hecho de poder contemplar en ella el paso del Arte Árabe al Gótico.